Noticias


Proyecto europeo Connect

Cuatro electrolineras alimentadas con energía solar dan servicio en Zaragoza

07/12/2012

El proyecto europeo Connect ha creado en Zaragoza la primera red de recarga para vehículos eléctricos (electrolineras) a partir de energías renovables, que convierte la luz del sol en movimiento para los coches y que no genera emisiones de CO2. Los cuatro puntos de recarga del Connect se sitúan en el centro comercial Aragonia, el párking de la plaza de Nuestra Señora del Carmen (ambos propiedad de Zaragoza Urbana), la Fundación San Valero y la Feria de Zaragoza. Las cuatro electrolineras ya se encuentran operativas, además de otra estación situada en La Rioja.

El proyecto Connect ha sido impulsado por la Cámara de Comercio e Industria de Zaragoza, la Fundación San Valero, el Colegio de Ingenieros Técnicos Industriales de La Rioja, la consultora Europa Innovación y Desarrollo y el Ministerio de Medio Ambiente de Austria. Colaboran Zaragoza Urbana, Feria de Zaragoza y Carza, que cede un coche eléctrico Peugeot iOn para la demostración de los resultados. El proyecto está financiado por el programa LIFE de la Unión Europea (UE), creado en 1992 para financiar acciones de desarrollo sostenible y la integración del medio ambiente en las políticas comunitarias.

El plan supone, a través de una mejora de los puntos de recarga, una aproximación a la rentabilidad mediante la reducción de emisiones. Asimismo, Connect se constituye como un punto de referencia para la transición a los vehículos eléctricos y establecerá una red europea de empresas e instituciones comprometidas con esta tecnología. También aporta la comprobación de la viabilidad técnica y económica de los puntos de recarga con cero emisiones, a la vez que incentiva el transporte limpio en las empresas, industrias y centros de trabajo que apliquen la tecnología.

El despliegue progresivo de una red de coches eléctricos constituye una alternativa real de movilidad urbana. Los cuatro puntos de la capital aragonesa se recargan gracias a paneles solares y proporcionan una mejora del 75% en el balance ecológico global respecto a los surtidores. Además, pueden complementarse con puntos de carga a la red general, por lo que podrían convertirse en estaciones de abastecimiento mixtas. El proyecto cifra en unas 50.000 las empresas y centros de trabajo que conocerán los resultados y las tecnologías desarrolladas por el Connect.

El coche representa la mitad de las emisiones de CO2 generadas por el sector del trasporte y un 13% del total lanzadas en España, mientras la reducción de los gases que producen el efecto invernadero y su impacto sobre el cambio climático constituyen una de las prioridades de las políticas de la UE. Así, las iniciativas LIFE contribuyen al desarrollo tecnológico de Europa, a la cooperación en innovación entre distintos agentes y empresas de sus países y a la mejora de la calidad de vida de los ciudadanos, además de incidir en las políticas de responsabilidad social corporativa (RSC) y de gestión mediambiental (EMAS). La propuesta del Connect se ha basado en estos puntos, de forma que se consiguen emisiones cero de CO2 y se reduce de forma drástica la contaminación acústica de las ciudades al tratarse de vehículos casi silenciosos.



Redes sociales