Noticias


I Feria del Paisajismo y Urbanismo Green Up

El proyecto ECO-RUBBER, galardonado con el premio Green Up Innovación

aimplas_eco-rubber
06/03/2012

El Instituto Tecnológico del Plástico (AIMPLAS) y el Instituto de Biomecánica de Valencia (IBV) han sido galardonados por el proyecto ECO-RUBBER con el premio a la innovación de Green Up, la 1ª Feria del Paisajismo y Urbanismo celebrada en el marco de las ferias del medio ambiente en Valencia del 29 de febrero al 2 de marzo.

El proyecto ECO-RUBBER ha consistido en el desarrollo de un bolardo de caucho reciclado mediante un sistema innovador y medioambientalmente sostenible. La principal novedad es la utilización del caucho reciclado como materia prima de alta calidad para producir productos con un porcentaje de material reciclado entre el 60% y el 90%. El proyecto ha sido realizado junto a la empresa vallisoletana Berlá y Recipneu-Tyre Recycling National Enterprise de Sines (Portugal),

Según Anabel Crespo, investigadora principal del proyecto en AIMPLAS “Este reconocimiento nos motiva para continuar innovando en tecnologías y aplicaciones que nos permitan ofrecer resultados a las empresas que les puedan aportar valor”.

El proceso productivo propuesto por ECO-RUBBER ofrece una solución al problema de los Neumáticos Fuera de Uso (NFU) de los que en España se tratan anualmente 314.000 toneladas, un 10% más que la media de la Unión Europea. Además, es reproducible en un amplio rango de industrias transformadoras de caucho y en una gran variedad de aplicaciones y de otros productos de mobiliario urbano como las barras protectoras de parkings o de sistemas de reducción de velocidad en carretera.

Al evaluar el bolardo de caucho reciclado mediante ensayos de impacto, se ha determinado el índice HCI (Head Injury Criteria). Este índice evalúa el nivel de riesgo de lesiones en la cabeza, de tal modo que, un índice de HCI por encima de 1000 indica que un sexto de la población puede sufrir lesiones potencialmente mortales.

Los resultados obtenidos han permitido verificar que, en caso de accidente, el bolardo fabricado con el proceso de sinterizado, incluyendo un 89% de material de caucho reciclado, es cuatro veces más seguro (índice de HCI igual a 305) que el de acero (índice de HCI de 1211). Además, este bolardo de caucho reciclado es más flexible, por lo que produce una menor fricción en los vehículos y minimiza su rayado.

El bolardo cuenta además con un logotipo que permite comunicar al usuario final que ha sido realizado con material reciclado, dando a conocer sus ventajas medioambientales.

En las ferias del medio ambiente, AIMPLAS ha presentado además las últimas novedades en soluciones medioambientales para materiales plásticos. En concreto, en materia de biopolímeros, ecoetiquetado, huella de carbono, nuevas aplicaciones y mejora de propiedades de plásticos reciclados y reciclados de plásticos complejos. Con ello, AIMPLAS ha incidido en la importancia de las ecoetiquetas.

Para Eva Verdejo, Responsable de Reciclado y Medio Ambiente de AIMPLAS “La empresa cada vez más busca que el producto que pone en el mercado presente un menor impacto ambiental y eso debe comunicarlo adecuadamente a través de las ecoetiquetas o etiquetas con carácter ambiental”.

Verdejo asegura que “las ecoetiquetas están experimentando un gran crecimiento en los últimos años y en el caso de los productos del sector de la construcción son las de tipo III las que mayor representatividad tienen en este mercado”.



Redes sociales