Noticias


Extremadura Unida manifiesta su satisfacción con la campaña de control del etiquetado del ibérico

16/12/2010

Extremadura Unida (EU) ha aplaudido la puesta en marcha, por parte del Instituto de Consumo de Extremadura, en colaboración con la Junta, de una campaña de control sobre etiquetado de productos ibéricos ante la llegada de las compras navideñas. Acciones como ésta potenciarán al sector porcino ibérico de Extremadura, que atraviesa por una situación "sumamente complicada", según ha indicado el secretario general de EU, Juan Pedro Domínguez, en un comunicado remitido a Efe.

Domínguez ha alabado la iniciativa puesta en marcha de la campaña, ya que la situación en la que se encuentra inmerso el sector fue provocada por la introducción en el mercado de productos con el marchamo de ibéricos que no cumplían los requisitos tanto en raza como en alimentación. A su juicio, el descenso de la cabaña porcina ibérica en Extremadura es "alarmante" en los últimos dos años, si se analizan los datos de reproductoras ibéricas puras.

De casi 300.000 cerdas madres, ha bajado el censo a menos de 180.000; actualmente no llegan ni a 80.000 animales los porcinos en extensivo y son poco más de 65.000 los que se explotan en intensivo, según EU.

En cuanto a los animales ibéricos puros para ser cebados en la actual campaña de montanera, tampoco llegan a 80.000 animales, con lo cual, dentro de dos años, en el mejor de los casos, podrán salir al mercado 160.000 jamones con la categoría bellota o Denominación de Origen, procedentes de la región, según prevé esta formación política.

El diputado regional ha recordado que un cerdo ibérico puro necesita tener de 16 a 18 meses de edad para entrar en montanera y sólo así podrán llegar al peso que impone la Norma de Calidad del Ibérico. "Desgraciadamente, en los últimos años, este tiempo extra en la explotación y la finura y exquisitez de sus derivados no ha repercutido en los precios percibidos por los ganaderos, de ahí el que muchos, cansados de perder dinero, hayan optado por criar y cebar animales cruzados", ha explicado.

Extremadura Unida pide una ley nacional especifica de protección y puesta en valor de la dehesa y sus producciones, frente a agresiones externas, de las especulaciones de los mercados y de los fraudes, ya que en demasiadas ocasiones el consumidor "le dan gato por liebre". A su juicio, esto hace un "daño terrible" al sector Ibérico, pues la desconfianza ante un nuevo engaño disuade a los posibles compradores de comprar productos de esta raza. "Lo hemos dicho otras veces, Extremadura ha sido la mayor productora de cerdos ibéricos de España, pero nos estamos dejando echar abajo un sector de vital importancia para nuestra tierra, generador de miles de puestos de trabajo y principal motor de las industrias agroganaderas de nuestra región", ha advertido.



Redes sociales